Melque, estrellas y un viaje en el tiempo

Melque, estrellas y un viaje en el tiempo

La diputación de Toledo celebra el 50 aniversario de la adquisición de la iglesia de Santa María de Melque y qué mejor forma de hacerlo que con una observación astronómica desde su incomparable entorno.

Melque, 1200 años después, nos regala unas vistas del firmamento con una coincidencia emocionante. Venus, Júpiter, la Luna y Marte, que asistieron en el año 818, no se ha querido perder este encuentro de 2018. Pero hemos tenido un bonus extra, Saturno y Mercurio, que conocían la convocatoria del evento, no se lo han querido perder. Ha sino una noche inolvidable.

Allí estuvimos con numerosos asistentes y pasamos una gran velada bajo las estrellas. Tras los preparativos de los equipos de observación, la música y la zona de talleres comenzaron a llegar los participantes de las primeras actividades: la construcción de un nocturlabio para leer la hora con la Osa Mayor.

Después comenzó el segundo taller, de la mano de Leonor los asistentes aprendieron a observar la Luna y a dibujar su rostro. Explicar qué y cómo hay que ver la Luna para plasmar los detalles poco a poco es clave para construir un dibujo astronómico con resultados asombrosos:

Es difícil no enamorarse de los trabajos que algunos muchachos realizaron, como este de Gonzalo que nos dejó fascinados por la calidad y cantidad de detalles: 

El crepúsculo da paso a la noche y el público que viene a observar sigue llegando y llenando la plaza de la iglesia. Damos una charla inicial con proyección lunar para mostrar algunos de los rincones de la Luna más asombrosos que van a poder con los telescopios. Espadas, cráteres como pozos negros, cordilleras vertiginosas, el polo sur, y sobre todo Copérnico. Esta noche comienza con su interior sumergido en las sombras, unas horas después la noche da paso al amanecer en el interior del cráter y todos quedamos asombrados por cómo el día se arroja en su interior.
Y ya que estamos en pleno mundial de fútbol agradecemos a todos que nos acompañaran esta noche enseñándoles un rincón de la Luna que no se esperan: los Montes Tenerife, cerca del cráter Plato, muestra su juego de luces y sombras con apariencia de jugador de fútbol corriendo tras un balón. No dejamos pasar la oportunidad de mostrarles este rincón tan bello creando divertidas tertulias y chascarrillos.

Nuestro agradecimiento a la Diputación de Toledo, a todos los que han hecho posible esta noche y sobre todo a los asistentes que nos acompañaron esta noche inolvidable. Tantas personas como estrellas en la noche, tantas palabras motivadoras y emotivas… hemos conocido muchachos que nos han llenado de ilusión y esperanza; vocaciones científicas que se realimentan con noches como esta ¡todo esfuerzo merece la pena!

¡Gracias!

Leave a Reply

Your email address will not be published.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies